Guerra de Granada – Alonso de Palencia

Ligera mención de las épocas calamitosas de España. -Obstáculos para emprender la guerra de Granada. -Toma de Otranto por los turcos. -Recuperación de la plaza. -Muerte de Mahometo II. -Mención del sitio de Rodas. -Prodigios. -Sucesos de Portugal. -Nuevos esponsales de D.ª Juana (la Beltraneja). -Viaje de D. Fernando a Cataluña. -Sucesos de Galicia-Los Reyes en Cataluña. -Encarga el Rey a Diego de Merlo que hostilice a los granadinos. -Merlo y el Marqués de Cádiz. -Descalabro de los nuestros en Villalonga. -Traición concertada por Merlo contra el Duque de Medina Sidonia, -Recelos del Duque y sus quejas.- Cumplida satisfacción que te dio la Reina. -Castigos de los conversos de Sevilla.

-Peste y hundimientos en la ciudad. -Mención de los Arias de Saavedra. -Los moros se apoderan de Zahara. Abatido ya ignominiosamente el antiguo poderío de los godos, y cuando los moros extendían sus devastaciones por todo el reino, viéronse detenidos en sus triunfos por Pelayo. Último vástago de las más nobles familias godas, mereció reinar el primero entre los astures, cuyo caudillo había sido en los días de desgracia. Extendiéndose luego el favor de este héroe verdaderamente excepcional, encendió bélico ardimiento en el corazón de sus sucesores. Durante mucho tiempo los cristianos de las Asturias, Vascongadas y Cantabria tuvieron la defensa en su reducido número y en lo abrupto de sus montañas, mientras la muchedumbre de los bárbaros invasores, con la alegría salvaje de los primeros triunfos, iba ocupando con feroz empuje casi todo el llano y sometiendo a su yugo las demás provincias de España. Mas los cristianos, estrechamente unidos por vínculo religioso, consiguieron ir poco a poco rechazando a los feroces muslimes, y recuperar en parte en muchos años lo que ellos conquistaron en breve tiempo. Mientras la defensa de Castilla estuvo encomendada a egregios caudillos, todos tos del reino de León, que combatían denodadamente con los moros, encontraban invencible obstáculo en su muchedumbre, que terrible y cruelmente trabajaba por exterminar cuanto antes el nombre cristiano. Pero cuando la hueste leonesa se unió a la castellana, ya aparecieron más poderosos que los moros.

Formato:  pdf Comprimido:  Sí Peso:  0.91 MB Lenguaje:  Español

Sin comentarios.

Deja tu Comentario