Educación Alimentaria y Nutricional en el marco de la Educación para la Salud

Partamos en primer lugar del concepto de educación, Freire postula que “la educación verdadera es praxis, reflexión y acción del hombre sobre el mundo para transformarlo ” (1), uno de los principales objetivos de la educación es la formación de seres humanos pensantes, comprometidos con su devenir, con libertad de opinar, criticar, construir, proponer y crear (2), para este fin es necesario partir de una adecuada lectura del mundo y una mirada crítica, que implica conocer al otro, dialogar con el otro, aprender juntos, ser con el otro.

Desde la anterior mirada se vuelve fundamental partir del el conocimiento de la realidad, para lo cual se requiere como andamiaje un profesional de la salud curioso, con espíritu investigativo y con habilidades comunicativas que le posibiliten la empatía y el establecimiento de relaciones con los otros. Parafraseando a Morín para percibir a los demás y comprenderlos, se requiere de apertura, simpatía, generosidad, pues “el otro no se percibe sólo objetivamente, sino como otro sujeto con el cual uno se identifica y que uno identifica en sí mismo, un ego alter que se vuelve alter ego” (3) lo cual trasciende de la comprensión intelectual a la humana.

En su obra, Los siete saberes necesarios para la educación del futuro (3), Morín habla de la educación del futuro como aquella que “..deberá ser una enseñanza primera y universal centrada en la condición humana …”, por lo tanto se requiere de habilidades comunicativas y capacidad de entender una realidad compleja, para concebir al ser humano como “Un ser biológico, síquico, social, afectivo, racional” y entender las dimensiones históricas, económicas, sociológicas, religiosas, culturales, con el fin de lograr para sí y para los otros el conocimiento pertinente.

Bastien, citado por Morín (3) anota que «la evolución cognitiva no se dirige hacia la elaboración de conocimientos cada vez más abstractos, sino por el contrario, hacia su contextu- alización… la contextualización es una condición esencial de la eficacia del funcionamiento cognitivo. . . ”, concepto que refuerza la responsabilidad que como nutricionistas tenemos de entender la realidad en la que vive cada individuo, grupo o población y en la que están presentes los problemas y las necesidades educativas en salud, alimentación y nutrición.

Contenido:

1. El nutricionista dietista como educador
2. Buenas prácticas en ICEAN
3. La planificación educativa
4. Las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) y la Salud
5. Diseño y gestión de proyectos de EAN
6. Modelos de comportamiento en salud y cambio de comportamiento
7. La entrevista en la práctica profesional del nutricionista
8. Consejería Nutricional
9. Adherencia a los tratamientos nutricionales
10. Ética, Antropología de la Alimentación y Educación
11. Capacitación de funcionarios de Servicios de Alimentación y Nutrición

Formato:  pdf Comprimido:  No Peso:  3.38 MB Lenguaje:  Español

Sin comentarios.

Deja tu Comentario